sábado 16 de octubre de 2021 - Edición Nº1853
Actualidad Jachallera » Nacionales » 5 oct 2021

malestar e indignación

Cáceres y Orrego no quisieron tratar un proyecto que beneficia a obreros de viña

Desde las 11 de este martes, los diputados nacionales tenían previsto sesionar presencialmente por primera vez en el año en la Cámara Baja. Sin embargo, eso no sucedió porque la oposición decidió no dar quórum. Entre los proyectos que se tratarían en esta jornada estaba incluido el de una jubilación diferencial para trabajadores y contratistas de viñas y frutales,


Estaba previsto que tras 19 meses de parate en la actividad presencial a causa de la pandemia de coronavirus, este martes la Cámara de Diputados de la Nación volvería a sesionar en el recinto. Esta iniciativa fracasó porque los legisladores de Juntos por el Cambio se negaron a presentarse.

El fracaso de la sesión llega después de que Juntos por el Cambio pidieron ampliar el temario y abrir las comisiones. Al no haber modificaciones, no dieron quórum. Entre los diputados que no fueron a la sesión se encuentran los sanjuaninos Marcelo Orrego y Eduardo Cáceres.

Mientras Orrego y Cáceres obedecieron la postura de su bloque y no fueron a sesionar, desde la vereda de enfrente los legisladores del Frente de Todos se presentaron para el debate. Se trata de Walberto Allende, Francisco Guevara, Graciela Caselles y José Luis Gioja quienes al grupo oficialista, pero, finalmente, los números no les alcanzaron. 

A las 11,45, el presidente de la Cámara, Sergio Massa, dio por caída la sesión cuando estaban presentes 122 diputados y faltaban siete diputados para completar el número necesario para sesionar. Ese número incluía a dos diputados radicales mendocinos que desoyeron la decisión del interbloque Juntos por el Cambio de no dar quórum y estuvieron sentados en sus bancas.

En el temario previsto para esta sesión especial se incluía un proyecto de ley que permitirá la jubilación anticipada para los trabajadores de viña, una de las actividades económicas que son clave en San Juan que cuenta con gran cantidad de trabajadores relacionados con este sector productivo.

Si la ley llega a ser sancionada permitirá que los viñateros puedan jubilarse a los 57 años, sin distinción de sexo, siempre que acrediten 25 años de servicios con aportes.

Según cálculos de la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC), el beneficio alcanzará a unas 35.700 personas en todo el país, se cree que en este total se incluye a unos 3.000 trabajadores de San Juan.

Este proyecto fue impulsado por la mendocina Anabel Fernández Sagasti del Frente de Todos. La iniciativa ya logró aprobación del Senado en el mes de noviembre del año pasado. Luego, en Diputados recibió modificaciones durante el debate en comisiones.

FUENTE: DIARIO HUARPE

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS

GALERÍA DE IMAGENES